Buscador 
Pag Principal
Siguenos en Facebook
 
 
»Violencia contra las Mujeres »Monitoreo de sentencias

Tribunal Supremo de Justicia

 

Sentencias desfavorables a los derechos de las mujeres

Auto supremo Nº 22

Corte Suprema de Justicia (03/02/2010)

Palabras clave: violencia física y sexual

El presente caso fue motivado por el delito de estupro, homicidio en grado de tentativa, allanamiento de domicilio o sus dependencias y lesiones leves seguido por el Ministerio Público. De las actuaciones procesales se tiene que por los delitos arriba señalados, el tribunal de sentencia de Uncía, emite sentencia por la que se declara al imputado autor del delito de lesiones leves imponiéndole una pena de siete meses de reclusión a cumplir en la cárcel pública de esa ciudad absolviendo por otro lado de total responsabilidad respecto a los otros delitos que también motivaron la causa, en la que se puso a consideración además el posible consentimiento de la menor a las relaciones sexuales con su victimador siendo que ella en ese entonces tenía apenas 14 años de edad, lo que supone que este hecho si se adecuaba al tipo penal de estupro. Por ello, dicha sentencia fue apelada por la parte querellante, siendo anulada parcialmente por la Sala Penal Segunda de la Corte Superior del Distrito Judicial de Potosí mediante Auto de Vista número 012/2007, logrando que la pena impuesta aumentara a cuatro años y seis meses de presidio no solamente declarando al imputado responsable de la comisión del delito de lesiones leves sino además de estupro, pues la víctima tenía apenas 14 años cuando se consumó el ilícito contra ella. Esta segunda resolución motiva en el imputado recurrir el recurso en casación, que finalmente dispone dejar sin efecto el auto de vista impugnado y por ende en consideración la sanción y el tiempo de condena que se impuso al imputado y cuya fundamentación principal, se basa en el hecho de que la modificación de la sentencia respondía a la revisión y nueva valoración de la prueba.

 

Auto Supremo: Nº 294

Corte Suprema de Justicia (12/03/2009)

Palabras clave: aborto preterintencional

Este proceso se inició el 26 de enero del 2000, el 23 de marzo de 2000 el juez emitió el auto inicial de la instrucción el por el delito de aborto preterintencional, tramitada la fase del sumario y el auto final de la instrucción se la pronunció el 18 de junio de 2001, después de 1 año, 2 meses y 25 días, de haberse dictado el auto inicial de la instrucción. La querellante apelo a la sentencia y posteriormente recurrió de casación contra el auto de vista del 25 de noviembre de 2005. La fundamentación jurídica que realiza el Dr. Teofilo Tarquino Mújica, es en base a tres sentencias constitucionales: S.C. Nº 0101/04 y Auto Complementario Nº0079/04, S.C. Nº 1042/05, S.C. 1365/05, con lo que concluye que las demandadas no se encuentran enmarcadas de los actos dilatorios a los que hacen referencia dichas sentencias porque en el presente caso, si bien la Corte Suprema encuentra suficientes elementos para dictar la extinción de la acción penal, porque la tramitación del proceso se ha extendido por más de 9 años, por causales atribuibles al órgano jurisdiccional, llama la atención que no les impone ninguna sanción y más bien entre una de sus argumentaciones señala: " ...desde el inicio del proceso, han transcurrido hasta el presente más de 9 años, aspecto no aceptable toda vez que se trata de un proceso simple sin complejidad alguna, conculcándose el derecho que le asiste a todo encausado a ser juzgado dentro de un plazo razonable..." esta situación extrema de retardación de justicia, evidencia que hasta el momento el sistema fiscal y judicial no ha logrado implementar sistemas de control que garanticen a los ciudadanos y ciudadanas su derecho al acceso a una justicia eficaz y eficiente.

 

Auto supremo Nº 53
Corte Suprema de Justicia (09/03/2003)

El presente caso fue motivado por la comisión de los delitos de violación y asesinato en contra de una mujer mayor de edad. Del proceso, se tiene por certificado médico forense que existe evidencia de la agresión sexual ejercido contra la mujer además de un severo traumatismo abdominal que ocasíonó la muerte de la misma y que se evidencia a partir de la autopsia que se le realiza. Por la valoración de las pruebas, el tribunal de sentencia declara al imputado autor y culpable de los ilícitos que motivan la causa sancionándolo con una pena privativa de libertad de 30 años sin derecho a indulto, decisión que fue impugnada por el imputado en segunda y tercera instancia, en las cuales se confirma la sentencia

 

 Auto supremo Nº 010

Corte Suprema de Justicia (08/01/2001)

Palabras clave: Autorización Judicial para Interrupción de embarazo, violencia sexual

El presente caso, permite visibilizar la situación de víctimas de violencia sexual que quedan embarazadas y que recurren a la vía judicial para solicitar autorización de práctica de aborto terapéutico. Como se podrá observar en este caso el Juez 2° de Partido del Menor, por Resolución de 10 de julio de l999, falla rechazando la autorización presentada por la Defensoría de la Niñez y Adolescencia para practicar un aborto terapéutico a una menor de 11 años por su parte, además la Sala Civil Segunda de la Corte Superior del Distrito Judicial de Santa Cruz, por auto de vista de 10 de septiembre de l999, confirma el auto apelado, con la modificación de que autoriza las visitas en forma periódica de la madre de la menor, en el centro médico donde se encuentre. Esta Resolución es recurrida de casación aduciendo como infringidos los arts. 11, 13, 117, 236 del Código del Menor; 31 de la Constitución Política del Estado y 90 del Código de Procedimiento Civil. Finalmente, el Ministro funda su resolución en la disposición del art. 299 del Código de Procedimiento Penal, que dice: "habrá lugar al recurso de nulidad o casación en dos únicos casos: a) contra los autos de vista dictados por los tribunales de segunda instancia que confirmen, revoquen o anulen las sentencias de primera instancia. b) contra las resoluciones que en consulta concedan o nieguen la suspensión condicional de la pena o el beneficio de libertad condicional" . En consecuencia, como el auto recurrido no se encuentra comprendido en ninguno de los casos anteriormente indicados, no se abre la competencia del Supremo Tribunal para conocer el recurso; por lo que se concluye dando aplicación al art. 307-1) del Cód. Pdto. P. El trámite de este caso nos permite afirmar, que hacerlo peor... imposible!!, en medio de vacíos en la ley procedimental, errores en la tramitación, el resultado final es una maternidad no deseada en una niña de 11 años. Cuyo procedimiento debería garantizar por ante todo la celeridad. Asimismo, permite visibilizar la ambigüedad que provoca la ausencia de procedimiento del Art.266 del Código Penal (aborto impune) porque:

• La Defensoría de la Ninez y Adolescencia no podía patrocinar su tramitación, porque tiene un mandato legal de defensa de los derechos de los niños desde su concepción.

• Tampoco debiera habérselo presentado para que lo resuelva el Juzgado del Menor, pues tiene el mismo mandato que la DNA, por lo tanto ante el hecho de tomar una desición y elegir entre el derecho de la madre a no soportar un embarazo producto del delito de violación, o el proteger el derecho a la vida del niño en gestación es obvio que asumirá la segunda opción, no sólo por mandato legal, sino por la doble moral con que se manejan estos casos.

Finalmente, es pertinente mencionar que este caso representa a un sin número de casos con las mismas características que permite visibilizar los la confrontación entre valores de la legalidad y la justicia con relación a la conciencia de los operadores del sistema judicial y médico pues muchos de ellos lejos de cumplir la normativa legal, hacen prevalecer sus creencias religioso-conservadoras.

 

AUTO SUPREMO - CASO MZ

Corte Suprema de Justicia (25/04/2000)

El presente caso fue tramitado por la Defensoría D-1, cuya investigación estuvo a cargo de la Fiscalía por la comisión del delito de abuso deshonesto contra la menor VPM En el mes de noviembre del año 2006, los padres de la menor V. P. M., junto a la Defensoría D-1, interponen denuncia contra el Profesor Edgar Thames por la comisión el delito de Abuso Deshonesto ante la Fiscalía de Distrito Chuquisaca denuncia que se realiza en fecha 11 de diciembre de 2006, se realizan las declaraciones informativas correspondientes y el Sr. Fiscal en fecha 12 de diciembre informa el inicio de investigación al Sr. Juez Instructor en lo Penal de la Capital. Efectuada la audiencia en el Tribunal de Sentencia en lo Penal No1 de la Capital, en fecha 20 de febrero de 2009 se dictó sentencia contra el Sr. Edgar Thames declarando está ABSUELTO DE CULPA Y PENA. Cabe mencionar que uno de los votos disidentes a una posible resolución condenatoria fue de una de las juezas técnicas quien en su fundamentación de la misma expresó que los argumentos y declaraciones de la parte acusadora no ofrecen suficientes elementos de convicción para condenar al imputado.








« Atrás
 
 
Puede contactarse con nosotras a través del correo
observatoriocoordinadora@gmail.com
o dirigéndose a nuestra oficina en la siguiente dirección:
Coordinadora de la Mujer - Av. Arce 2132, Edificio Illampu, Piso 1, Oficina A
•La Paz - Bolivia •Telf/Fax. 591-2-2444923
 
Diseño y desarrollo web: www.dibeltecnologia.com